jueves, 13 de octubre de 2016

Circular al coloso Midi d'Ossau y Pic Peyreget

Rayos de sol por la Fourche
Esta semana os contamos una ruta distinta a lo habitual porque discurre en su totalidad por el país vecino. Nos adentramos en el Parc National des Pyrénées para realizar la circular al emblemático y atractivo Midi d’Ossau.

Se trata de una ruta variada, entretenida y cambiante a la que si, además, le añadimos el poder ascender al Peyreget (2487 metros), es simplemente perfecta.

Iniciamos la ruta en el parking inferior del Lac de Bious-Artigues (1290 metros), aunque también podemos comenzar desde el Portalet y ascender al refugio de Pombie por la vía normal de acceso al Midi. Empezar en Bious-Artigues tiene la ventaja de que es la única forma de realizar la circular sin tener que hacer un recorrido de aproximación al itinerario.

Valle y Gave de Bious
Para llegar hasta aquí, hemos de cruzar la frontera del Portalet y descender por el valle francés de Ossau durante 15 kilómetros. Dejaremos a la derecha el Lac de Fabrèges y el desvío al famoso Petit Train d’Artouste

Antes de entrar a la población de Gabas, un desvío a la izquierda en una curva pronunciada nos adentra en la estrecha carretera que, paralela al Gave de Bious, en 4 kilómetros nos deja en el parking mencionado. Esta carretera puede encontrarse cerrada en invierno y primavera a causa de la nieve y el riesgo de aludes.

Valle de Bious 
Desde el parking veremos una carretera que asciende en zig-zags hasta alcanzar la altura de la presa que almacena las aguas del embalse de Bious-Artigues. 

Acortaremos las lazadas por los senderos GR-10 y GR-108 que nos acercarán al embalse (1420 metros) en 25 minutos, que se encuentra totalmente vacío por estar realizándose trabajos de mantenimiento.

Rodeamos el embalse por la izquierda y nos encontraremos un pequeño parking superior. Junto a él, varias indicaciones, entre ellas la del Tour des Lacs d’Ayous y la del Tour de l’Ossau par Peyreget, que es por la que tenemos que seguir. Veremos un sendero que desciende del bosque procedente del valle de Magnabaigt, por el que regresaremos en el último tramo de ruta para finalizar la vuelta al Midi.

Cara suroeste del Midi
La carretera da paso a una pista que, en los tramos de mayor pendiente, se encuentra asfaltada. Entramos en un precioso bosque de hayas donde podemos ver además ejemplares de roble y abeto, siempre acompañados por el sonido del Gave de Bious, que cruzaremos un par de veces por pequeñas pasarelas.

Minutos antes de cumplir la hora de camino llegaremos Pont de Bious, donde dejaremos a la derecha el GR-10 hacia los Lacs de Ayous para continuar el Tour de l‘Ossau por el GR-108. Cruzaremos de nuevo el río y disfrutaremos del verdor de los llanos del valle de Bious.

Cabane de Peyreget y picos Paradis, Casterau y Monjes
Estamos solos recorriendo este paraje por lo que lo disfrutamos muchísimo. Ya vemos la cara noroeste del que va a ser nuestro fiel compañero a lo largo de la ruta, que ya de primeras nos deja la entrada de los rayos de sol por la Fourche, separación de sus dos cimas más altas, el Grand (2884 metros) y el Petit Midi (2807 metros).

La silueta de las montañas se refleja en las serpenteantes y calmadas aguas del río y los contrastes dan mucho juego para las cámaras. Esto unido a que el sol va entrando y llenando de luz la gran alfombra herbosa hace que el paisaje esté en continuo cambio.

Lac de Peyreget y Midi d'Ossau
Tras recorrer el valle de Bious, llegaremos al Pied des Arazures (1580 metros – 15 minutos), donde dejaremos el GR-108 y nos desviaremos hacia el interior de un bosque mixto de hayas y abetos para ganar altura con decisión siguiendo las indicaciones hacia el Lac de Peyreget y el refugio de Pombie.

Ascendemos mediante lazadas durante media hora un exigente tramo por la umbría del bosque. En su linde, pasados los 1800 metros de altura, hacemos un breve descanso porque la sombra desaparecerá de aquí en adelante. Ya vemos las aguas del más inferior de los Lacs de Ayous, el Lac Roumassot, y los picos Casterau (2227 metros), Paradis (2129 metros) y el pico de los Monjes (2349 metros).

Cara sur del Midi desde el Peyreget
Continuamos el camino pasando por las proximidades de la Cabane de Peyreget, enlazando con la Alta Ruta Pirenaica, procedente de Astún, para llegar al Lac de Peyreget (2070 metros) en 35 minutos desde el descanso anterior. 

Desde el ibón, ubicado en la base del Peyreget, se nos abren dos posibilidades de ascenso a su cima. La vía normal es ascender por el Col de Peyreget, el collado que queda entre el Midi y el Peyreget, por un caos de roca granítica, y la otra alternativa es continuar el sendero por la derecha (sur) hasta el Col de l’Iou (2194 metros).

Lecherines, Aspe, Bisaurín, La Zapatilla...
Optamos por la segunda opción, llegando al Col de l’Iou en 15 minutos. Aquí comienza el ascenso directo por una ladera herbosa con fuerte pendiente. Son 300 metros de desnivel en apenas 750 metros de distancia. Nos encontramos algún hito que nos ayudará a progresar con facilidad. La subida no entraña peligro ni es complicada exceptuando el fuerte desnivel.

En media hora de esfuerzo, llegaremos a la cima del Peyreget (2487 metros – 3 horas y cuarto desde el inicio). Frente a nosotros, la cara sur del coloso e imponente Midi, que hace sentirnos pequeños. El color negro de los restos de magma de su pasado volcánico y la verticalidad de sus paredones engrandecen su impresionante figura. 

Infiernos, Garmo Negro, Argualas...
Localizamos un sinfín de cumbres, como los picos Lurien (2826 metros), Palas (2974 metros), Arriel (2824 metros), los tresmiles del Balaitous, las Frondiellas, Infiernos, Garmo Negro, Argualas y Gran Facha, el Portalet, el Pacino (1965 metros) y la Peña Foratata (2341 metros).

El Anayet (2574 metros) y sus ibones, el Vértice (2559 metros) y los picos Culivillas (2509 metros), Arroyeras (2556 metros) y Espelunziecha (2399 metros), así como la sierra de la Partacua con las peñas Telera (2762 metros) y Retona (2775 metros) presidiendo la Bal de Tena.

Lacs de Ayous con el Pirineo Occidental al fondo
Cerrando el Circo de Ip, Punta Escarra (2751 metros), la Pala de Ip (2779 metros), Collarada (2886 metros), La Moleta (2576 metros) y los picos de la Tronquera.

Bien visible la línea fronteriza del Cuyalaret (2286 metros), Anéou (2364 metros), Peña Blanca (2365 metros), el pico de la Canal Roya (2345 metros) y Malacara (2268 metros). Además, La Raca (2277 metros) en Astún, La Zapatilla de Candanchú (2225 metros) y la sierra de Aísa con los Lecherines, el Aspe (2645 metros), la Llena de la Garganta (2599 metros) y la Llena del Bozo (2559 metros).

Escarra, Pala de Ip, Collarada, La Moleta, Anayet...
Más cerca, el collado y el pico de los Monjes, el lago y el Pic Casterau, el Paradis, la Plaa de las Bacques, los picos Bielle (2313 metros), Hourquette (2384 metros), las Tres Poundettes y Larry (2337 metros), los lagos Bersau, Gentau y Roumassot y el refugio y la cresta de Ayous.

Más al oeste, destacan los picos de los Valles Occidentales, como el Bisaurín (2670 metros), el Castillo de Acher (2384 metros), Chipeta Alto (2175 metros), Petraficha (2186 metros), Quimboa Alto (2182 metros), Anzotiello (2209 metros), Chinebral de Gamueta (2324 metros), el Mallo Acherito (2374 metros), Sobarcal (2257 metros), Petrechema (2371 metros), la Mesa de los Tres Reyes (2446 metros) y el Anie (2499 metros).

Lacs de Pombie, Balaitous, Palas, Lurien...
Tras la parada de rigor, descenderemos hasta el Col de Peyreget (2320 metros) para continuar rodeando el Midi, ahora por su vertiente sureste. Veremos unos pequeños ibones y uno de mayor tamaño, el Lac de Pombie, en cuya orilla podemos ver el refugio del mismo nombre.

El sendero continúa hasta el refugio pero decidimos acortar trazando una diagonal en descenso por la Grand Raillère, una incómoda pedrera compuesta por grandes bloques de roca, situada en la falda del Midi.

Uno de los ibones de Pombie y el Balaitous 
Más adelante, volveremos a enlazar con el camino procedente del refugio de Pombie y ascenderemos al Col de Suzon (2127 metros), desde donde parte la vía normal de ascenso al Midi. Ubicado en la base del Pic Saoubiste (2261 metros), llegaremos hasta este collado en una hora y media desde lo alto del Peyreget. 

En el collado, se nos abre el largo valle de Magnabaigt, bajo la cara noreste del Midi que, desde este punto, parece menos intimidante por su silueta redondeada. Recorrer el valle nos llevará cerca de una hora de ameno y cómodo descenso, contemplando a nuestra izquierda las afiladas aristas de los Cornes de Moundelhs y a nuestra derecha la cresta de los picos Chérue (2198 metros) y Lavigne (2018 metros).

Valle de Magnabaigt
Veremos un desvío hacia una cabaña en la que venden queso y nos adentraremos en un frondoso, sombrío y precioso hayedo por donde la pérdida de altura es más brusca, dejándonos de vuelta en el Lac de Biuos-Artigues en poco más de media hora.

En otros 20 minutos, desandaremos el camino desde la presa del embalse hasta el parking inferior donde hemos dejado los coches, poniendo así fin a una ruta espectacular, de las que no deben faltar en tu cuaderno.

Col de Suzon y cara noreste del Midi
La vuelta al Midi nos introduce en una diversidad de parajes y nos permite apreciar todas las caras de esta joya de la naturaleza. Verdes valles, lagos, ríos y bosques rodean a este emblema que es considerado uno de los macizos más espectaculares del Pirineo.

Ruta circular de 17’5 kilómetros de distancia y un desnivel positivo de 1320 metros realizada en 6 horas y media sin contar paradas. Si no se quiere ascender al Peyreget, el desnivel se queda en unos sencillos 1000 metros.

Compañero de camino
Track de Wikiloc aquí.

Sigue nuestros vídeos en nuestro Canal de Youtube.

Sigue nuestra amplia galería fotográfica en Pinterest. Todas las fotos de nuestras rutas se encuentran aquí.

No hay comentarios:

Publicar un comentario